El 25 de febrero de 1957 por primera vez una persona con pérdida auditiva pudo tener estimulación auditiva. Ya 20 años después la ingeniera Ingeborg Hochmair y actual CEO de MED-EL, creó el primer implante coclear multicanal más moderno del mundo, dándole la oportunidad a millones de personas de recuperar la audición: escuchando, reconociendo y discriminando los sonidos.

Hoy gracias a estos avances austriacos un usuario de implante coclear puede llevar una vida como la de una persona oyente, pues la tecnología le permite realizarse exámenes médicos, como resonancias magnéticas a 3.0 Tesla, tener conectividad con cualquier dispositivo móvil y escuchar en 360° todos los sonidos.

MED-EL, líder en soluciones médicas auditivas, realizó un evento el 22 de febrero, por el Día Internacional del Implante Coclear, se realizaron actividades para adentrar a los asistentes en el contexto de las personas con sordera, con explicación y comentarios de médicos otólogos, quienes además hablaron de la pérdida auditiva y el funcionamiento de los implantes cocleares.

El evento se realizó con el fin de concientizar aún más acerca de esta discapacidad y esto fue posible gracias a los testimonios de cada uno de los mentores y de los especialistas la Dra. Jimena Atuán Rodas, Médico especialista en Audiología y Gerente de Soporte Clínico MED-EL y el Dr. Fernando Díaz, Gerente de MED-EL.

Los testimonios de los mentores están llenos de inspiración para quienes padecen algún tipo de hipoacusia y para el público en general: Eneida Rendón, una pianista, quien padece de sordera y ceguera, ha luchado desde niña para salir adelante siempre con una gran sonrisa; Pryscilla Monroy, una joven con sordera, quien ahora es influencer y maestra de lenguaje de señas, a través de videos muestra su deseo por un mundo más inclusivo; Juan Pablo Valadez, un joven doctor, quien motivado por su condición de microtia y sordera, ahora estudia una especialización para ayudar a las personas con su misma condición; los padres del pequeño León Sandoval de 10 años, ganador de la edición 2023 de Ideas 4 Ears de MED-EL, hablaron sobre la experiencia de su hijo y cómo vivieron el proceso de adaptación.

Una de las funciones del implante coclear es ofrecer a la persona con hipoacusia una mejor calidad de vida, ya que el paciente desarrollará una mejora en su lenguaje y su comunicación, con el apoyo de terapias y del seguimiento de profesionales. En México alrededor de 46 mil infantes viven con discapacidad auditiva y 400 de estos niños al año requieren un dispositivo implantable para habilitar este sentido, según lo señalado por el Instituto Nacional de Rehabilitación.

“Para el uso de cualquier solución auditiva es fundamental una valoración integral y multidisciplinaria de expertos, una vez que se cuenta con un diagnóstico se podrá dar la mejor solución o tratamiento para cada paciente, ya sea, audífonos o implantes cocleares, este último requiere un procedimiento quirúrgico y terapia auditivo verbal que ayude al paciente a aprender o a identificar nuevamente la sensación del sonido. El implante coclear es un dispositivo médico electrónico que sustituye la función del oído interno dañado, recibe el sonido, lo procesa y envía impulsos eléctricos que estimulan el nervio auditivo, sustituyendo a las células ciliadas dañadas, a su vez, el nervio auditivo manda una señal al cerebro, quien aprende a reconocer esas señales y el paciente lo percibe como la acción de escuchar», señala la Médico especialista en Audiología y Gerente de Soporte Clínico MED-EL.

Es importante recordar que no todas las personas cuentan con el sentido de la audición, que les permite escuchar cosas tan comunes como: el ruido del mar, el canto de los pájaros, la música y la voz de aquel ser querido. La tecnología auditiva es una gran oportunidad para aquellas personas que viven en un entorno silencioso, pues les brinda la oportunidad de disfrutar de una vida llena de sonidos.

Redaccion
barbara.mundoplastico@gmail.com