• El 82% de los colaboradores afirma que la posibilidad de trabajar desde cualquier lugar les ha hecho más felices.
  • Un número similar (60%) siente que su productividad ha mejorado.
  • El 76% afirma haber ahorrado dinero mientras trabajaba desde casa, en promedio, hasta US $8,000 dólares al año.
  • 6 de cada 10 personas dicen que la productividad y la calidad del trabajo han mejorado.
  • Sólo 1 de cada 4 considera que su organización está muy preparada para el trabajo híbrido.
  • El estudio se realizó en 27 países, incluido México.

El trabajo híbrido ha ayudado a mejorar el bienestar de las personas trabajadoras, el equilibrio entre la vida laboral y personal y el rendimiento en todo el mundo, de acuerdo con un nuevo estudio global de Cisco. Aunque las organizaciones se han beneficiado por un mayor nivel de productividad de sus colaboradores, es necesario hacer más para construir una cultura inclusiva e integrar plenamente los acuerdos de trabajo híbrido para impulsar los niveles de preparación y mejorar la experiencia de los empleados.

El estudio de Cisco, Employees are ready for hybrid work, are you? (Los empleados están preparados para el trabajo híbrido, ¿y usted?) reveló que seis de cada diez (61%) colaboradores creen que la calidad del trabajo ha mejorado.  En México esta cifra aumenta al 63.9%. Un número similar (60%) considera que su productividad ha mejorado, este número comparado con las respuestas obtenidas en el país sube a 65.4%. Tres cuartas partes de las personas (76%) también creen que su función puede desempeñarse ahora con el mismo éxito a distancia que en la oficina, este porcentaje aumenta a 82.1% entre los entrevistados mexicanos.

Sin embargo, la encuesta realizada a 28 mil trabajadores en 27 países revela que sólo uno de cada cuatro 23.4% piensa que su empresa está «muy preparada» para un futuro de trabajo híbrido, en México 26.3% así lo considera.

«Está claro que el trabajo híbrido ha llegado para quedarse, y por una buena razón, ya que tanto las personas como las empresas ven beneficios tangibles en los indicadores clave, desde la mejora del bienestar general de la gente trabajadora hasta la mejora de la productividad y el rendimiento laboral», dijo Mariano O’Kon, director de Arquitecturas de Cisco para América Latina. «No obstante, aún hay espacio al momento de aprovechar plenamente las oportunidades de un futuro del trabajo híbrido. Sobre todo en lo que respecta a la creación de una cultura inclusiva, la elaboración de estrategias de compromiso de los empleados y el despliegue de una infraestructura tecnológica que permita a las organizaciones estar preparadas como lo están sus colaboradores.»

El trabajo híbrido ha mejorado varios aspectos del bienestar.

La investigación de Cisco examinó el impacto del trabajo híbrido en cinco categorías de bienestar: emocional, financiero, mental, físico y social. Más de tres cuartas partes de los encuestados (78%) afirmó que el trabajo híbrido y remoto ha mejorado varios aspectos de su bienestar.

El tiempo que transcurre fuera de la oficina ha mejorado el equilibrio entre el trabajo y la vida privada para el 79% de la gente.  Los horarios de trabajo más flexibles (62%) y la reducción significativa o total de los tiempos de desplazamiento (53%) han contribuido a esta mejora.  Casi dos tercios de las personas (64%) ahorraron al menos cuatro horas a la semana cuando trabajaron desde casa, y más de una cuarta parte (26%) de los encuestados ahorraron ocho o más horas a la semana.

Cuando comparamos los datos anteriores con los resultados de los mexicanos encuestados, nuevamente son un poco más altas.  El trabajo remoto ha mejorado su bienestar en 84.4%. El 67.9% considera que el trabajo flexible ha contribuido a tener un mejor balance de vida y el 26.9% ahorró ocho o más horas a la semana por trabajar en casa.

El 45% de los encuestados eligió «el tiempo con la familia, los amigos y las mascotas» como la principal opción para reinvertir este tiempo extra.  Esto ha mejorado el bienestar social, con una mayoría significativa (73%) que indica que el trabajo a distancia ha mejorado las relaciones familiares y la mitad (51%) de los consultados informan de que se han fortalecido las relaciones con los amigos. En México este bienestar social indica que 85% de las personas mejoró sus relaciones familiares.

Los resultados de la encuesta arrojan que más de tres cuartas partes (76%) de los encuestados consideraban que su bienestar financiero había mejorado porque podían ahorrar dinero mientras trabajaban a distancia.  El ahorro promedio ha sido un poco más que US$ 150 dólares a la semana, lo que supone unos US $8 mil dólares al año.  Un considerable 87% ahorró en combustible y/o desplazamientos como una de sus tres principales áreas de ahorro, seguido por la disminución del gasto en comida y entretenimiento con un 74%.  Cerca de nueve de cada diez (86%) creen que pueden mantener este ahorro a largo plazo, y el 69% tomaría en cuenta este ahorro al considerar cambiarse de trabajo. En México el ahorro promedio por semana fue de aproximadamente US$ 135.00

Además, más de dos tercios (68%) de los encuestados creen que su forma física ha mejorado con el trabajo a distancia.  Siete de cada diez (71%) hacen más ejercicio cuando trabajan a distancia, con un aumento promedio de 130 sesiones adicionales al año.  Un número similar (68%) afirma que el trabajo híbrido ha tenido un impacto positivo en sus hábitos alimenticios.

Dada la mejora en varios aspectos del bienestar, una abrumadora mayoría (82%) de los empleados afirma que la posibilidad de trabajar desde cualquier lugar les ha hecho más felices, cifra que en México asciende a 87.7%. Más de la mitad (55%) afirma que el trabajo híbrido ha contribuido a reducir sus niveles de estrés.  Alrededor de un tercio (29%) considera que el trabajo híbrido es más relajante y que el entorno laboral está menos presionado, mientras que el 27% de los empleados atribuye la disminución del estrés a la mayor flexibilidad que ofrece el trabajo híbrido.

Sin embargo, más de la mitad (55%) cree que los comportamientos de microgestión (micromanagement) han aumentado con el trabajo híbrido y a distancia.

Replanteamiento estratégico y táctico para que las organizaciones se preparen mejor para el futuro del trabajo híbrido.

Con los evidentes beneficios del trabajo híbrido, el estudio muestra que casi tres cuartas partes de las personas (71%) quieren una combinación de un modelo de trabajo híbrido a distancia y en la oficina en el futuro.  Alrededor de una quinta parte (20%) quiere una experiencia de trabajo totalmente a distancia, quedando sólo un 9% que quiere ir a la oficina a tiempo completo.

Sin embargo, existe incertidumbre sobre cómo los diferentes estilos de trabajo podrían afectar a la inclusión y al compromiso.  Más de la mitad de los encuestados afirman que los que trabajan totalmente a distancia tendrán dificultades para relacionarse con sus compañeros (59%) y con la empresa (57%), en comparación con los que alternan el trabajo a distancia con el trabajo en la oficina.  Además, la investigación concluye que la confianza será un elemento crítico que las organizaciones deberán gestionar: Mientras que el 71% de los encuestados cree que su jefe confía en ellos para ser productivos cuando trabajan a distancia, un número menor (59%) cree que se puede confiar en sus colegas para trabajar a distancia.

Estos resultados subrayan la necesidad de impulsar una cultura inclusiva en el futuro del trabajo híbrido.  Siete de cada diez (73%) afirman que su empresa debe replantearse su cultura y su mentalidad para que el trabajo híbrido sea realmente inclusivo. Esta cifra sube a 81.3% en México. Los cambios clave para apoyar a la fuerza de trabajo híbrida que los empleados desearían ver, incluyen una mayor flexibilidad en la definición de las horas de trabajo (60% ) y un mayor énfasis en el bienestar de los trabajadores y el equilibrio entre la vida laboral y personal (60%).

Al mismo tiempo, la tecnología seguirá siendo fundamental para hacer posible un futuro con una fuerza de trabajo cada vez más diversa y distribuida.  Seis de cada diez (62%) encuestados creen que tener problemas de conectividad con regularidad limita la carrera de los trabajadores remotos.  Como resultado, el 84 % dice que la infraestructura de red es esencial para una experiencia de trabajo desde casa sin problemas, pero sólo el 68% dice que su empresa tiene actualmente la infraestructura de red adecuada.

Más de tres cuartas partes de las personas encuestadas (78%) también creen que la ciberseguridad es fundamental para que el trabajo híbrido sea seguro, pero menos de dos tercios (65%) dicen que su organización cuenta actualmente con las capacidades y protocolos adecuados.  En este caso 84.4% los participantes mexicanos consideran la ciberseguridad como crítica para un trabajo seguro y 68.4% piensan que su empresa tiene los protocolos adecuados y capacidades. 

A nivel global sólo el 62% cree que todos los empleados de su empresa entienden los riesgos cibernéticos que conlleva el trabajo híbrido, y el 68 % cree que los líderes empresariales están familiarizados con los riesgos. En este último punto, 72.4% de los mexicanos lo consideran así.

admin_mundo2019
admin@mundoplastico.net